logo
Century21 Portugal


century21-claves-decorar-estilo-montessori-habitación-niños

¿Estás esperando un bebé y te gustaría decorar su habitación al más puro estilo Montessori? ¿Te gustaría que la habitación de tus hijos creciese con ellos y se fuese adaptando a cada edad y a cada necesidad de aprendizaje? La habitación de un niño, ya no es solo un lugar donde dormir. En muchos casos es un sitio de juegos, donde el entorno es muy importante para conseguir que crezcan, estimulando su creatividad

 

Qué es el método Montessori

Antes de darte las claves para decorar la habitación de tus hijos al estilo Montessori, es fundamental que tengas claro cuáles son las bases de este método educativo

 

El método Montessori es la propuesta pedagógica de María Montessori que se basa en la observación científica de niños y niñas en sus diferentes fases de su desarrollo a lo largo de la vida, analizando sus potencialidades, sus intereses y sus capacidades. Las premisas básicas de este método son: 

 

  • Los niños tienen que tener libertad para desarrollarse a su ritmo. Cada niño evoluciona y aprende a ritmos distintos. Para ello, necesita rodearse de un entorno que le estimule, le comprenda y le observe. 

 

  • El ambiente en el que crezca debe estar preparado para sus diferentes etapas de crecimiento, con orden, belleza, con elementos del tamaño adecuado a cada edad. 

 

Cómo aplicar el método Montessori

El método educativo Montessori tiene cada vez más seguidores y los padres no quieren que este tipo de educación se lleve a cabo tan solo en las aulas, sino que desean que el entorno en el que vivan esté lo más cerca posible de lo que hacen en la escuela

 

En la decoración Montessori para una habitación infantil todos los elementos deben responder a cinco conceptos: simplicidad, orden, autonomía, libertad y accesibilidad. El objetivo es que los niños puedan jugar, aprender y experimentar en libertad, en un entorno amigable, facilitándole todos los elementos a su alcance. Una habitación Montessori está alejada de extravagancias y artificios. Es una zona ordenada que transmite, desde un primer momento, paz y armonía. Como te decimos, el orden es la clave, pero visto desde un punto de vista lógico. El niño aprende a organizar su espacio y sus juguetes porque sabe que hay un lugar para cada cosa y que siempre están a su alcance

 

Para seguir los principios del método Montessori en la decoración de la habitación de tus hijos es recomendable mantener definidas y separadas las cuatro áreas básicas que puede utilizar en su habitación. Estas cuatro zonas son: 

 

 

  • Descanso
  • Actividad
  • Cuidado personal
  • Lactancia o alimentación

 

 

No todas estas áreas deben estar necesariamente en el cuarto del niño, pero sí las tres primeras, ya que esto permitirá que el niño tenga su propio espacio y no tenga la necesidad de ocupar otras zonas de la casa

 

Qué debes tener en cuenta a la hora de decorar la habitación con el método Montessori 

 

  • Los colores que uses en una habitación Montessori deben tener una armonía cromática. Opta preferiblemente por tonos cálidos y que inviten a la calma. Huye de estampados llamativos. 

 

  • Un elemento que debes colocar en una habitación Montessori es un espejo. Pon uno a su altura para ayudarles a reconocerse y para que vayan siendo más conscientes de sí mismos. 

 

  • La cama debe estar a ras del suelo. Por un lado, los proteges y evitas caídas y, por otro, pueden explorar su habitación y subirse y bajarse de la cama sin necesitar ayuda. 

 

  • Añade una pizarra en su habitación. Este elemento tan simple, les ayudará a estimular su imaginación y creatividad

 

  • Utiliza muebles con ruedas para que vayan moviendo estanterías y cajoneras a su antojo y sean mucho más fácil colocarlas en su sitio después de un día de juegos. 

 

  • Diseña un área específica para que dibujen y hagan manualidades. Lo ideal es colocar una mesa y un par de sillas, siempre de su tamaño y, junto a ellos, unas pequeñas estanterías o cajoneras de fácil acceso para que puedan acceder sin problema a todo lo que necesiten. 

 

  • El suelo en una habitación Montessori es especialmente importante. De hecho, se convierte en uno de los lugares de juego más usados. Intenta que sea lo más cálido posible y esté libre de objetos para que el niño pueda moverse a su antojo y descalzo por la habitación. 

 

  • No pueden faltar las estanterías abiertas para disponer de todos sus juguetes a golpe de vista y, a la vez, mantener el orden en la habitación. Es preferible optar por juguetes de materiales naturales como la tela o la madera en vez de plástico. 

 

¿Qué te ha parecido esta manera de decorar la habitación de tus pequeños? 

 

Sigue nuestro blog si quieres estar al día en temas tan interesantes como este. 

marketing@century21.pt'

Deja un comentario

*
Subscribe!

captcha *